ENFALAC

Mostrar por página
Ordenar por

Enfalac 3 Premium crecimiento 800gr

Se debe utilizar como parte de una dieta equilibrada y diversificada.

14,50 € *
15,95 €
Se ahorra 1,45 €
En existencias
Peso de entrega: 1.050 g

Enfalac Digest para lactantes desde el primer día 400gr

Si el bebé no toma lactancia materna, Enfalac Digest puede utilizarse como sustituto desde el primer día.

15,95 € *
En existencias
Peso de entrega: 550 g

Enfalac 2 Premium continuación con Lipil Dha 800gr

Está formado por los ingredientes Lipil Dha, calcio, hierro, zinc y vitaminas.

17,50 € *
18,95 €
Se ahorra 1,45 €
En existencias
Peso de entrega: 1.050 g

Enfalac 1 Premium con Lipil Dha para lactantes 800gr

Se puede utilizar como única fuente de nutrición desde el primer día de vida cuando no es posible la lactancia materna.

19,95 € *
21,95 €
Se ahorra 2,00 €
En existencias
Peso de entrega: 1.050 g

Enfalac Prematuros 400gr

Indicada para bebés prematuros y de bajo  peso al nacer.

23,95 € *
En existencias
Peso de entrega: 550 g

Enfalac A.R anti regurgitación 900gr

Indicada para el tratamiento de la regurgitación.

25,95 € *
En existencias
Peso de entrega: 1.150 g

Enfalac Digest para lactantes desde el primer día 800gr

Si el bebé no toma lactancia materna, Enfalac Digest puede utilizarse como sustituto desde el primer día.

26,60 € *
En existencias
Peso de entrega: 1.050 g
*

Precio con IVA incluido


ENFALAC

 

La fórmula infantil Enfalac con LIPIL lidera la familia de fórmulas de Mead Johnson Nutrition. Con más de un siglo de innovación detrás de ella, Mead Johnson Nutrition se esfuerza en ser el líder mundial de productos nutricionales basados en la ciencia pediátrica.

 

Mead Johnson Nutrition: 100 años dedicados a ayudar a que los bebés y niños tengan un buen comienzo en la vida con productos de confianza.  

    

1905, Jersey City, Nueva Jersey. Los comienzos:

En realidad, las cosas comenzaron muchos años antes, cuando Edward Mead Johnson y su   hermano James cofundaron Johnson and Johnson en 1885. Dos años después, E. Mead abandonó Johnson and Johnson para centrarse en su nueva compañía, a la que llamó Mead Johnson and Company en 1905. 

 

E. Mead estaba motivado por el deseo de fabricar productos que ayudaran a las personas a llevar una vida más sana, razón por la que la nutrición infantil encajaba de forma natural.

No sólo vio la necesidad de disponer de productos de alta calidad para los bebés, como padre sabía lo grave que podían ser los problemas de alimentación. Su propio hijo Ted había sobrevivido a problemas de alimentación graves durante la lactancia.

 

E. Mead se dio cuenta de que Ted no era el único bebé con problemas de alimentación. De hecho, por desgracia, muchos bebés morían antes de su primer cumpleaños por problemas de alimentación. 

 

Creación de la primera fórmula para bebés:

E. Mead aprendió del pediatra más destacado de su época que la profesión médica necesitaba un producto que pudiera tolerarse más fácilmente que los preparados caseros y otros productos experimentales con los que se alimentaba normalmente a los bebés cuando no se disponía de leche materna.

 

Los médicos solicitaban este tipo de producto. Tras arduas investigaciones, E. Mead y su hijo Lambert descubrieron el modo de fabricarlo. Después de ensayos clínicos satisfactorios, se introdujo la maltodextrina (Dextri-Maltose®) en 1911.

 

Este hidrato de carbono especializado se empleó posteriormente como componente de otros nueve productos de Mead Johnson. Dextri-Maltose® fue un producto pionero en la alimentación de los bebés y se mantuvo en el mercado durante más de 60 años. 

 

El traslado a Evansville:

Durante la Primera Guerra Mundial dejó de disponerse del almidón de patata necesario para fabricar la maltodextrina. Así que E. Mead trasladó su negocio a Evansville, Indiana, donde podía obtenerse maíz fácilmente como fuente alternativa de hidratos de carbono. En la actualidad, Evansville sigue siendo la sede mundial de Mead Johnson.

 

Inicio sorprendente:

A comienzos de los años veinte, los científicos de Mead Johnson empezaron a producir una línea impresionante de productos nutricionales. Muchos de ellos fueron los "primeros" del mundo y la prueba del compromiso de Mead Johnson de satisfacer necesidades nutricionales únicas con productos únicos. 

 

A lo largo de los años, Mead Johnson ha generado una gama completa de fórmulas para bebés e innovaciones nutricionales especializadas, como Enfalac 2 con LIPIL®.

 

Introducido en 1959 en EE.UU, con más 50 años de existencia, Enfalac 2 ha sido objeto de varias formulaciones notables, cada una de ellas diseñada para hacerla completa desde el punto de vista nutricional con nutrientes incorporados en la leche materna.

 

Todos los bebés merecen un buen comienzo en la vida:

Uno de cada 1.000 bebés nace cada año con una enfermedad digestiva o trastorno metabólico grave. Mead Johnson ha asumido el compromiso de ayudar a que estos niños extraordinarios tengan un buen comienzo en la vida.

 

La empresa trabaja con estos niños y sus pediatras con el fin de elaborar fórmulas especiales para trastornos metabólicos raros como la enfermedad de la orina con olor a jarabe de arce (EOOJA), la fenilcetonuria (FC) y la tirosinemia.

 

Líder mundial en nutrición:

Desde sus inicios hace más de 100 años, Mead Johnson se ha convertido, a partir de las ideas de un solo hombre, en una empresa de ámbito mundial con más de 70 productos en más de 50 países .

 

El liderazgo mundial de Mead Johnson en el campo de la nutrición puede rastrearse hasta hace casi un siglo, hasta su fundador Edward Mead Johnson. Fue unos de los primeros innovadores, a comienzos del siglo XX, dedicados al bienestar de los bebés y a la ciencia de la nutrición infantil.

 

En Europa, Mead Johnson es líder en fórmulas para bebés especializadas, para bebés con alergia a las proteínas de la leche de vaca,y muchas otras para bebés con problemas comunes de alimentación, como diarrea. En consulta con los profesionales sanitarios y por medio de una investigación clínica extensa, Mead Johnson también ofrece respuestas nuevas a los problemas de alimentación de formas innovadoras, como la innovación de Lipil.